¿Y la vacuna Sputnik V?

¿Y la vacunación para los médicos privados?, ¿y dónde está la vacuna rusa Sputnik V, que llegó a México antes que otras? ¿Y la vacuna china dónde está?

«La vacuna Sputnik V, conocida como la “vacuna rusa”, ingresó su petición a COFEPRIS para empezar con sus pruebas en México desde el 9 de diciembre y continúa en análisis», informó el Canciller Marcelo Ebrard en conferencia de prensa el 22 de diciembre del 2020.

Lo que no mencionó es que seguimos las instrucciones del gobierno americano de no aceptar la vacuna rusa o china, so pena de bloqueos de insumos médicos. El Embajador de Estados Unidos en México, Christopher Landau (@USAmbMex) habló con el Dr. López Gattel para que la autorización de las vacunas rusa y china se retrasara para permitir que la estadounidense fuera la primera vacuna en ser aplicada aquí, que tuviera ese “honor”.

Específicamente la vacuna SPUTNIK V ya fue probada desde noviembre en Rusia y los países del antiguo eje soviético; en Latinoamérica, concretamente en Argentina, ya llegaron las primeras 300,000 dosis.

Sin embargo, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador únicamente fustigó a la COFEPRIS para que autorizara la vacuna de Pfizer y se olvidó de la vacuna rusa que llego muchos días antes. Así no podemos ser globales; por eso, pedimos una amplia explicación de estos hechos. ¿Cómo tendremos la confianza en usted, ¿Sr. Presidente?

El piso no es parejo, solo estamos solicitando que la COFEPRIS trabaje las mismas horas extras para autorizar la vacuna SPUTNIK V como hizo con la de PFIZER, para que pueda ser utilizada por los médicos y hospitales privados PORQUE EL GOBIERNO DE MÉXICO SE OLVIDÓ DE ELLOS, que también son médicos, también se enferman y también se ¡mueren!

Christopher Landau (@USAmbMex) está haciendo muy bien su trabajo en México: le encargaron que él fuera el operador para evitar que en México se autorizaran primero las vacunas rusas y chinas antes que la vacuna americana y ¡lo consiguió!

Pero, entonces, los mexicanos nos preguntamos con razón por qué si los laboratorios americanos —los grandes laboratorios que trabajan en México— como PFIZER (que únicamente nos entregó un pequeñísimo lote de 3,000 dosis para sólo 1,250 personas) debemos darles tantas facilidades. ¿Por qué no podemos dar a los laboratorios rusos o chinos el mismo trato? ¿Qué le ofrecieron a López-Gatell, los laboratorios americanos para este trato especial? ¿Qué le ofreció Christopher Landau (@USAmbMex) al Canciller Ebrard?

En un día tan especial como lo fue el 24 de diciembre se puso la primera vacuna a una trabajadora de la salud mexicana. Y el Canciller Ebrard calificó el hecho como «el primer día del fin de la pandemia en México». Sus palabras implican, sin embargo, una marcada contradicción.

Es, en efecto, el momento de convertirnos en un país diferente, en un país global, en un país abierto a otras vacunas; es el momento de trabajar por México y por los mexicanos. Es el momento de sanar al pueblo. Debemos dejar de estar sometidos a las corporaciones americanas. Vamos juntos a sanar a los mexicanos.

¡Les deseo una extraordinaria Navidad, rogando que lleguen pronto las vacunas a todos los trabajadores del sector salud!

Usted ¿qué opina?

Fernando Ugalde Uribe

Maestro en Administración de Negocios (MBA) y Maestría en Educación y Docencia.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

tres × uno =

Botón volver arriba