VOX apoyará a Ayuso: “siempre que respeten a nuestros votantes y el programa político que nos ha traído hasta aquí”

La portavoz del GPVOX reitera su sí a la investidura pero adelanta que exigirá más reducción de gasto político e impuestos, más ayudas a las familias, la derogación de leyes LGTBI, el cheque escolar, el cierre de Telemadrid, la liberalización del suelo y más protección frente a la inseguridad, la inmigración ilegal y la okupación

“El movimiento se demuestra andando y la libertad, ejerciéndola. Y sin dignidad no hay libertad”. Así se manifestó Rocío Monasterio en su discurso del Pleno de Investidura de este viernes, en el que reiteró su sí a permitir que Díaz Ayuso se convierta en presidenta de la Comunidad de Madrid, pero también le recordó que los votos de VOX son fundamentales para aprobar futuras leyes. 

“Dijimos en campaña que impediríamos que entrara la izquierda y hemos cumplido. Dijimos que no seríamos un obstáculo para investir a la señora Díaz Ayuso y vamos a cumplir. Votaremos a favor para que empiecen a trabajar cuanto antes, hay muchos problemas que necesitan solución”. Soluciones, matizó la portavoz de VOX, para las que encontrará colaboración “siempre que respeten a nuestros votantes y el programa político que nos ha traído hasta aquí”. 

Por eso, Monasterio volvió a recordar su compromiso con la reducción de gasto político superfluo, con la rebaja de impuestos y con la protección de las familias, al tiempo que prometió mantener su lucha contra la okupación, la inmigración ilegal y la inseguridad de los madrileños. 

“Quien entra ilegalmente en España debe marcharse y, si ha delinquido, debe ir a la cárcel de su país. Los MENAS, regresar con sus padres. Lo contrario es fomentar esta avalancha. Dedicarles más dinero del que recibe cualquier español o inmigrante legal es ser cómplice del efecto llamada que genera ruina en los países de origen, muerte en el Mediterráneo e inseguridad en nuestras calles”, defendió la portavoz de VOX, que pidió Ayuso “valentía” para enfrentarse a Sánchez, también en este ámbito. 

Monasterio instó a la futura presidenta a no negar la inseguridad existente en la Comunidad de Madrid ni taparse los ojos ante ella. “Los madrileños que viven en los barrios más humildes son los que sufren los efectos del globalismo salvaje, convertidos en escenario de robos, violaciones o tiroteos. Y denunciar eso no es racismo ni xenofobia, sino un ejercicio de realidad necesario para garantizar la seguridad de los madrileños”, recordó. 

Gasto político ineficaz

Sí se felicitó, en cambio, por el acuerdo alcanzado para reducir diputados, aunque VOX siempre exigirá reformas más ambiciosas para eliminar el gasto político superfluo y así poder invertir esos recursos en los verdaderamente necesario: Sanidad, Educación, Dependencia y Emergencia social.

Así, Monasterio recordó que en la pasada legislatura solo VOX se opuso al aumento de subvenciones de los grupos políticos, instó a Ayuso a que no aumente hasta 9 consejerías -como anunció- (“Ha trabajado usted con siete todo este tiempo y no ha pasado nada”, le recordó), y propuso otras medidas como el cierre -o, en su defecto, la reducción drástica del coste de 76 millones que supone- de Telemadrid. 

Asimismo, la también presidente de VOX Madrid adelantó su petición de auditorías, tanto de la corrupción de las dos últimas décadas, como de las subvenciones “para eliminar las ideológicas e inútiles”, así como las que financian a organizaciones patronales como la de Garamendi “que apoya la ruptura de la unidad de España y aplaude los indultos golpistas”. 

Cheque escolar y fin del adoctrinamiento

En materia de Educación, VOX seguirá insistiendo en convertir el sistema en un “verdadero ascensor social donde el esfuerzo, el mérito y la excelencia sean la base de nuestro sistema educativo y donde todos los estudiantes, hayan nacido donde hayan nacido, puedan elegir su centro a través del cheque escolar”. También exigirá al PP “que garantice la libertad y el derecho de los padres a educar a sus hijos según sus propias convicciones” y derogue las leyes de violencia de género y LGTBI de la Comunidad de Madrid -que ellos mismos apoyaron y siguen vigentes-. Del mismo modo, en sintonía con las propuestas de VOX para acabar con el despilfarro y la desigualdad que suponen el sistema autonómico, apoyará al nuevo Ejecutivo a impulsar una EBAU igual para toda España. 

Ayudas a las familias

Asimismo, Monasterio aplaudió dos de las medidas anunciadas ayer por Ayuso, pero le instó a mejorarlas todavía más. Así, en la referente a las ayudas a la maternidad, la portavoz de VOX lamentó que éstas excluyan “al 78% de las madres y a los padres”. “Y no puede ser que por el hecho de ser madre un día antes o un día después de cumplir los 30 signifique cobrar o no 14.000 euros”, lamentó, instando a la futura presidenta a “corregirlas”.

También su anunciada rebaja de impuestos deberá ir acompañada de otras deducciones que VOX ya había logrado acordar con el Gobierno regional hace un año, como las referentes a quienes contraten un cuidador de sus hijos o mayores dependientes, por ejemplo. 

De otro lado, “no se puede hablar de familia sin defender la vida”, sentenció Monasterio, por lo que animó al PP a “dejar de financiar con dinero público la cultura de la muerte de la izquierda”. 

Por último, exigió “sacar a los okupas de los domicilios”, y, también como protección de las familias, mejorar la ordenación del territorio y facilitar la situación a quienes quieren adquirir su primera vivienda. “Por eso es fundamental la liberalización del suelo”, zanjó la líder de VOX.

Sin dignidad no hay libertad

En resumen, Monasterio prometió “trabajar sin descanso para garantizar la libertad de los madrileños” pero con un matiz al concepto de libertad del PP de Ayuso. “Sin dignidad no hay libertad”, recordó y concluyó con la definición de VOX del concepto de libertad: 

“Libertad, para que los impuestos de los madrileños vayan destinados a pagar los servicios públicos esenciales, no a financiar chiringuitos ideológicos o pagas para inmigrantes ilegales.

Libertad, para que los padres puedan educar a sus hijos conforme a sus convicciones y para que los madrileños no sean colectivizados en función de su sexo u orientación sexual.

Libertad, para caminar por las calles con tranquilidad, sin miedo a ser abordados por manadas de delincuentes sexuales o ser atracados al regresar a casa.

Libertad, para que nuestros hijos puedan crecer en barrios prósperos y seguros, sin bandas de delincuentes, sin narcopisos y sin una casa de apuestas en cada portal.

Libertad, para que todos los madrileños puedan acceder a una vivienda digna a un precio asumible por todos.

Dignidad, para que todos nuestros mayores tengan derecho a ser llevados a un hospital.

Libertad, para hacer frente a esta izquierda sectaria y totalitaria. Pero de verdad. Enfrentándose cara a cara a todos sus dogmas y dejando de gestionar sus políticas. Sin miedo a nada ni a nadie.

Libertad, en definitiva, para que los madrileños puedan vivir con dignidad”

Redacción

Digital independiente de derechas

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diez − 7 =

Botón volver arriba