Violadores de primera y violadores de segunda

Quince años, tantos como los quince, que reza la canción que tiene su amor. Pero esta vez no hubo amor, el sexo, el alcohol, y el desmadre que siempre conllevan las fiestas pamplonicas, llevaron a estos cinco lobos de la manada, a ser cazados.


Nunca he creído la historia que nos han contado, yo lo veo desde otro prisma, creo que fueron cinco hombres y una mujer borrachos que decidieron follar, pero la cosa se les fue de las manos y la chica en cuestión tuvo el apoyo de España entera, que sin conocer la verdad de lo ocurrido, se erigió en defensora a ultranza de la supuesta violada.


Los políticos actúan a golpe de noticias cuando les son beneficiosas, y esta era idónea; además corrió como la pólvora, los colectivos feministas, apuntalados por un emergente y teatrero Podemos, fueron el detonante para darle una relevancia inusitada, manifestación tras manifestación.


Los lobos habían sido juzgados, condenados y vilipendiados por España entera. Aquello tomó unas proporciones que ya no se podía dar marcha atrás; los informativos fueron arte y parte de tamaño despropósito, nada era más importante que condenar a la manada de Pamplona.


Se supo de sus familias, de sus trabajos, de sus idas y venidas y su vida, se convirtió en un escaparate mediático.


Después de tres años de dimes y diretes, les ha tocado el turno de ser juzgados, sentenciados y condenados, y les han caído quince años.


Quince años que me parecen totalmente desproporcionados, pero si la justicia, que es muy justa, decide que esa es la pena que les corresponde, pues acataremos la decisión de los jueces.


En ningún momento he disculpado a cinco tíos que se divierten fornicando en grupo, grabando la hazaña y jactándose de ello, pero la desproporción de la información de este hecho en concreto, me parece absolutamente desproporcionada.


Luego aparecen más manadas, que agreden y violan incluso a menores, pero esto a «unidas podemos» no parece importarle en absoluto. Esta vez se actúa con intimidación, pero no pasa absolutamente nada, estos ciudadanos son extranjeros y Unidas Podemos los respalda.


La justicia es justa y no está politizada, según algunos.  Sería capaz de apostar a que a estos individuos no les va a ocurrir nada. Por lo visto hay violadores de primera y violadores de segunda, y a los de segunda se les ha perdido la pista.


Después de la manada de Pamplona, han actuado otras veinte, de las cuales no sabemos absolutamente nada.


Los medios de comunicación actúan presionados por los políticos que están en ese momento en la palestra; los jueces por lo visto también se posicionan a favor de lo que dictan los políticos, y la manada fue en ese momento el trampolín para los unos y para los otros.


El pueblo contento de su triunfo y estos desgraciados a pagar una condena exagerada por el abuso de ellos y por el de todos sus compañeros de afición sexual.

Mª José Gómez Busó

Jubilada, apasionada del patchwork, lenguaraz y rematadamente sincera.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Las siguientes reglas del RGPD deben leerse y aceptarse:
Este formulario recopila tu nombre, correo electrónico y el contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Para más información revisa nuestra política de privacidad, donde encontrarás más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos tus datos.

Botón volver arriba