Tecnocomunismo esclavo: identidad digital europea

La identificación digital se considera un gran avance para nosotros. Una tecnología rápida y sencilla. Llevar un chip o pagar con el teléfono móvil nos ahorra disgustos, particularmente lo primero. Al menos desde un primer vistazo. Si lo pensamos dos veces… El verdadero producto somos nosotros.

Esto que comienza a anunciarse tímidamente, como ocurrió con la vigilancia extrema digital y las nuevas empresas de verificación informativa, guarda la contrapartida de restringir nuestra libertad y privacidad.

 

Alba Lobera

Luchando contra un #MundoViperino, con la ambición e ilusión del primer día. Periodismo, Filología Hispánica, docencia en ELE, Community Manager, locución y doblaje. Comunicación transparente y rigurosa. Investigación.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

diecinueve − 11 =

Botón volver arriba