¿Soros, detrás del vandalismo en la Ciudad de México?

Los actos de vandalismo cometidos en la rectoría de la UNAM este martes 3 de septiembre tienen el mismo modus operandi de los que lastimaron a la Ciudad de México en agosto pasado. Y también, el mismo origen: el activismo desestabilizador de George Soros.

El pretexto para provocar desmanes —lo mismo en la Procuraduría General de Justicia local que en las instalaciones de la Secretaría de Seguridad en las calles de Florencia en plena Zona Rosa, que en la estación Insurgentes del Metrobús o la Columna de la Independencia— es el mismo: el de los feminicidios.

Este planteamiento ideológico sirve de fachada, sin embargo, a la frustración del cártel que encabeza la jefa de gobierno, Claudia Sheinbaum. Tal frustración obedece a:

  • El estrepitoso fracaso de Sheinbaum Pardo como jefa de gobierno de la Ciudad de México, que compromete sus ambiciones presidenciales.
  • La pérdida de la presidencia del Senado de la República.
  • La pérdida de la rectoría de la UNAM.

Antes de continuar, señalemos una vez más a los otros integrantes visibles de esta mafia política patrocinada por Soros:

  • John Ackerman, becario de Open Society —la fundación de Soros que promueve la anarquía y la agenda LGBTTTQ en el mundo— y fallido candidato a rector de la UNAM.
  • Martí Batres Guadarrama, senador ligado a la iglesia de La Luz del Mundo, cuyo líder, Naasón Joaquín García, está bajo proceso en California, Estados Unidos, acusado de diversos delitos sexuales. Batres fracasó en su intento por reelegirse como presidente del Senado de la República.
  • Alejandro Frank Hoeflich, operador en México del cártel nuclear que se opone al rescate petrolero de México, porque quiere hacer grandes negocios con las “energías limpias”. Frank controla las facultades de Ciencias y de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM.
  • Beatriz Gutiérrez Müller, esposa del presidente Andrés Manuel López Obrador y muy cercana a Claudia Sheinbaum con quien comparte la agenda LGBTTTQ de Soros.
  • Carlos Ímaz, ex esposo de Sheinbaum y agitador permanente dentro de la UNAM.
  • Eugenio Ímaz, hermano de Carlos, ex director del desaparecido Centro de Investigación y Seguridad Nacional (CISEN) y vinculado a la Agencia Central de Inteligencia de los Estados Unidos (CIA).
  • Paco Ignacio Taibo II, español republicano y director impuesto del Fondo de Cultura Económica.
  • Elvira Daniel Kabbaz Zaga, directora general del Centro Nacional de Control del Gas Natural, pareja sentimental del director general de Pemex, Octavio Romero Oropeza, y contacto de Sheinbaum Pardo con el cártel inmobiliario sionista.
  • Octavio Romero Oropeza, director general de Pemex, cuyas políticas chocan con las de la secretaria de Energía, Rocío Nahle, promotora de la recuperación petrolera.

La Fiscalía General de la República debería atraer los casos de vandalismo y terrorismo urbano (dado que afectaron a la UNAM y a la Columna de la Independencia). De hacerlo, muy probablemente se encontraría con que los grupos de choque involucrados tienen una misma cabeza en México y un mismo financiamiento externo.

Jorge Santa Cruz

Periodista mexicano, católico y conservador.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Las siguientes reglas del RGPD deben leerse y aceptarse:
Este formulario recopila tu nombre, correo electrónico y el contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Para más información revisa nuestra política de privacidad, donde encontrarás más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos tus datos.

Botón volver arriba
Cerrar