Nueva Ley de Autónomos

Por qué la nueva Ley de Cotización de trabajadores por cuenta propia se debería llamar Ley de Salvación de Pensiones y me importan una higa los autónomos

¿Os habéis tomado alguno la molestia de leer la nueva ley que establece «un nuevo sistema de cotización para los trabajadores por cuenta propia o autónomos»?

Es un ejercicio deprimente que solo gente con una capacidad de sufrimiento entrenada puede hacer. Es mi caso.

Hoy no voy a entrar en la ley sino solo en la exposición de motivos. Es esa explicación que se da al principio de cada ley para justificarla. Por cierto, exposiciones que cada día son más amplias y donde sospecho se quiere hacer doctrina. Tranquilos, solo nos va a hacer falta analizar el punto I de la exposición.

Eso sí, entraremos en el articulado en un próximo post donde veremos que no se puede hacer una ley más controladora de las personas. Una ley que con la excusa del fraude trata a los autónomos a los niveles distópicos de la serie “El cuento de la criada”. ¿No me creen? También había criadas que se creían en el mejor de los mundos.

Vamos allá.

Hasta ahora un autónomo podía elegir la base de cotización, y en función de esas bases tenía unas prestaciones u otras, básicamente en lo que se refiere a las pensiones. La ley tenía tantas restricciones que casi a ningún autónomo le interesaba pagar algo que no fuera la cuota mínima ya que la pensión que le correspondía era una miseria. Veamos el texto de la ley:

«un 80 por ciento de los trabajadores encuadrados en dicho régimen opten por la base mínima de cotización que tiene establecida al margen de cuales sean los rendimientos reales»

Aunque el texto lo dé a entender, los autónomos no optaban por la base mínima porque ocultaran los ingresos, eso no es cierto, optaban por ella porque la ley se lo permitía y las contraprestaciones que obtenían con una cotización mayor, solo se podían calificar de miserables.

Voy a hacer un pequeño inciso, aunque no es el tema de hoy ¿Por qué los autónomos tienen que estar afiliados a la Seguridad Social por el artículo 33? Incluido el sistema de Sanidad Universal del que tanto presumen la extrema izquierda socialista, y otros rojos, Sanidad Universal, que el único motivo que tenía era acoger gratuitamente a todo inmigrante, legal o no, aunque no hubiera cotizado nunca. Sanidad Universal que no ha hecho mas que deteriorar una Sanidad Pública modélica en un auténtico desastre. Sanidad Pública que nos legó el Régimen anterior, que a pesar de ser una dictadura permitía muchas mas libertades que esta Partidocracia.

Siguen las explicaciones,

Ello lo ha convertido en un régimen deficitario, cuya sostenibilidad, en un sistema de Seguridad Social regido por los principios de contributividad y de solidaridad, depende de las aportaciones de otros regímenes.

El palabro contributividad lo traducís vosotros del idioma que sea, porque en el diccionario de la RAE no viene. En realidad, la frase en si es un sinsentido. Yo supongo que el pedante que la ha escrito quiere decir que con las aportaciones actuales a la Seguridad Social se pagan las pensiones de hoy en día. Si me equivoco por favor corregirme.

Y es que ese es el problema, las pensiones no son el resultado del ahorro y por tanto son un gasto cada vez mayor dado el aumento de la población en edad de jubilación. Y con una política donde recortar el gasto es tabú, darle a la máquina del dinero es un acto religioso, y endeudarse un mandato divino, el problema solo puede agravarse.

Sumar a todo lo anterior que las pensiones son intocables puesto que los pensionistas son un granero de votos imprescindibles.

Para que se comprenda mejor: “el Partido Popular ha preferido votar contra los autónomos y no tocar a los pensionistas”. Y eso que el problema viene de antiguo,

201166.815
201263.008
201353.744
201441.634
201532.481
201615.020
20178.095
20185.043
20192.153
20202.138

Ya en el Pacto de Toledo de 1995 se hablaba de la Financiación de los regímenes especiales, apuntando claramente al RETA (en vigor desde 1970) y, como no, de las mejoras de los mecanismos de recaudación, entre otras cosas. También hablaba de la constitución de reservas, algo que Aznar empezó y luego continuo Zapatero hasta llevar ese fondo de reserva al máximo en 2011. Pero mirar en la tabla que os adjunto (con datos de la Seguridad Social) lo que ha pasado con las reservas desde que el nefasto Rajoy entró en el gobierno. Y es que se ha tirado del fondo de reserva para cubrir otros gastos.

La consecuencia es que la Seguridad Social se quedó sin un euro, por lo que hubo que convocar en 2020 una comisión que hiciera un Informe de Evaluación y Reforma del Pacto de Toledo.

Según figura en la exposición de motivos que estoy describiendo, esta evaluación «en su recomendación 4.ª, instó a profundizar el proceso de ordenación de los regímenes del sistema que permitiera llegar a dos únicos encuadramientos, uno para los trabajadores por cuenta ajena y otro para los trabajadores por cuenta propia, con el objetivo de alcanzar una protección social equiparable entre estos dos regímenes, a partir de una cotización también similar de los respectivos colectivos.»

Los dos regímenes ya existían y lo de la protección social equiparable lo ha explicado Iván Espinosa de los Monteros muy bien cuando le preguntó a una entrevistadora (o algo así) si era capaz de calcular su jubilación. Supongo que la mayoría habéis visto el video. El que no lo haya visto, que lo vea. Merece la pena.

En el párrafo siguiente ya no se habla de protección social y pone el dedo en la llaga al decir que, «la sostenibilidad financiera del sistema de pensiones exigía que, de manera gradual y acomodándose a la gran variedad de situaciones del colectivo de los trabajadores por cuenta propia, se promovieran, en el marco del diálogo social, medidas para aproximar las bases de cotización de las personas trabajadoras por cuenta propia o autónomas a sus ingresos reales»

El subrayado es mío.

Os traduzco por si alguien no lo ha pillado, al modo de esas criadas felices. Aproximar las bases de cotización quiere decir subir lo que tienen que pagar los autónomos, que podrían, si quisieran, elegir un sistema de ahorro para la jubilación privado, que casi seguro les rentaba más. Y sin tanta farfolla.

A continuación, se constituyó una «Mesa de Diálogo Social» con los ministerios de la CEOE, UGT Y CCOO, con el objetivo de abordar sus recomendaciones y, en julio de 2021, se llega a un acuerdo para «garantizar el poder adquisitivo de los pensionistas y asegurar la sostenibilidad del sistema público de pensiones, cuyo apartado cuarto prevé un nuevo sistema de cotización de las personas trabajadoras por cuenta propia o autónomas por ingresos reales y la mejora de su protección social»,

La implantación del nuevo sistema de saqueo de los autónomos será progresivo desde el 1 de enero del 2023 hasta nueve años «con el objeto de permitir la más adecuada definición de estos y las adaptaciones técnicas necesarias por parte de la Hacienda Pública y de la propia Seguridad Social».

¡Pero ojo! «cada tres años … las organizaciones empresariales y sindicales, y las asociaciones de autónomos podrían decidir, junto al Gobierno, la aceleración del calendario»

Esto es, en cuanto Hacienda y la Seguridad Social estén listas, se acabó el plazo. Eso sí, con la aquiescencia de las asociaciones de autónomos, que no son más que negociados de los ministerios antedichos.

En fin, creo que queda claro que el único objetivo de este decreto es el expolio de los autónomos para salvar las pensiones, sin meter mano a los gastos del Estado.

Finalmente, y como no podía ser de otra manera, la cosa acaba en los fondos Next Generation. Así se explica en la ley:

«Este Acuerdo se enmarca también en el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia… para acogerse al Plan de Recuperación para Europa NextGenerationEU»

Como bien dice, este plan es de recuperación (de la pandemia), y no sé qué tiene que ver con las cuotas de los autónomos. Además, es dependiente de unos fondos que no llegan nunca y al que han renunciado hasta las grandes empresas. Para decir la verdad en lo que respecta a los autónomos y micropymes, se han facilitado unas ayudas para transformación digital de las que ellos no veían un euro, solo hardware y software.  Parece ser que esos cantidades han venido muy bien para salvar la empresa del marido de la ministra Calviño. O eso dicen y ha salido en prensa.

Para acabar explican el motivo de tanta reforma mediante la siguiente deposición:

«impulsar a medio plazo un proceso de transformación estructural y llevar a largo plazo un desarrollo más sostenible y resiliente desde el punto de vista económico-financiero, social, territorial y medioambiental»

Frase digna de la verborreica ministra de la Hacienda María Jesús Montero, y que como en las disertaciones de la ministra, lo que dice no quiere decir nada.

Hay más, pero lo dejo para próximos posts si no os he aburrido.

 

Enrique Jesús Ortiz

Apasionado de la empresa. Treinta años montando y desmontando negocios. Aficionado a la economía pero no soy economista, así que ustedes sabrán disculparme. Apasionado por la historia. Amo el trabajo. Creo en la familia, en la propiedad privada y en la nación.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

siete + 10 =

Botón volver arriba