Masivos y violentos nuevos asaltos de inmigrantes a la valla de Melilla

Dos nuevos asaltos masivos a la valla de Melilla han supuesto la entrada ilegal en nuestro país de alrededor de 900 inmigrantes subsaharianos. En estos asaltos, organizados y violentos, intentaron traspasar el perímetro fronterizo dos mil quinientas personas el miércoles y otras mil doscientos el jueves. La Guarda Civil y la Policía Nacional, a la que asimismo se solicitó ayuda, difícilmente pudieron contener las avalanchas humanas en el cuerpo a cuerpo, que dieron como resultado casi 50 agentes heridos y 20 inmigrantes.

Hacía 7 años que no se producían ataques tan masivos. La Guarda Civil alerta de la gran violencia desplegada por los asaltantes de la valla, que portaban garfios, palos, estacas, piedras, barras de hierro y martillos. Les han destrozado cascos y material variado.

Las fuerzas policiales marroquíes no alertaron de que esa marea humana se dirigía a Melilla, tampoco a sus agentes ya en el perímetro que asistieron a la Guarda civil. A las 6 de la mañana las cámaras de videovigilancia del perímetro fronterizo de la urbe recogieron imágenes de un abundante conjunto de inmigrantes, en torno a mil doscientos, que se acercaban a la valla siguiendo exactamente el mismo camino emprendido el día de ayer por unos dos mil quinientos subsaharianos. Un conjunto de unos 100 se ha separado del resto y se ha desviado cara la zona de Distrito Chino, en la que todavía no se han instalado los peines invertidos, elementos antiintrusión que reemplazarán a las concertinas y que sí están ya puestos en otras zonas del vallado de Melilla, las consideradas más calientes y más frágiles hasta el momento.

Redacción

Digital independiente de derechas

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

3 × 3 =

Botón volver arriba