Las hijas de Asia Bibi, atacadas por islamistas

  • La vivienda en la que residen las hijas de Asia Bibi, recientemente liberada, ha sufrido ataques por disparos por parte de grupos de islamistas.

La historia de Asia Bibi

Asia Bibi es una campesina cristiana pakistaní, nacida en 1974. Casada y madre de 5 hijos, fue condenada en 2010 por un delito de blasfemia contra Mahoma, castigado con pena de muerte.

Los hechos se remontan a 2009, cuando, mientras trabajaba en el campo, fue a buscar agua. Algunas mujeres musulmanas que trabajaban con ella, se opusieron al considerar que, al no no ser musulmana, contaminaría el recipiente. Allí mismo le pidieron que renegara de su fe y se convirtiera al Islam, a lo que se opuso respondiendo a sus compañeras que «Cristo murió en la cruz por los pecados de la humanidad» y preguntándoles qué había hecho Mahoma por ellas.

Fue encarcelada en la prisión de Lahore, donde permaneció años hasta que en 2018, el Tribunal Supremo de Pakistán la exculpó debido a la insuficiencia de pruebas, lo que provocó las quejas de radicales islamistas. Muchos pakistaníes se manifestaron a lo largo de todo el país, pidiendo su ejecución.

El tres de noviembre de 2018 se notificó la anulación de la condena a muerte, y Asia Bibi fue liberada el día 7 de noviembre. Ese día tomó un vuelo rumbo a un lugar desconocido y países de todo el mundo se han ofrecido a acogerla.

Se dice que Asia Bibi sigue en Pakistán, y a pesar de que está en sitio desconocido su vida corre un enorme riesgo. Y asimismo la de su familia. En informaciones publicadas por Vatican News, Joseph Nadeem, el letrado que ha protegido a esta mujer cristiana a lo largo de todos estos años, ha denunciado que un conjunto de islamistas ha disparado contra la casa en la que residen 2 de las hijas de Asia.

«Tenemos temor. En los últimos días, los islamistas han disparado contra la puerta de nuestra casa. Recibimos amenazas continuamente y más de una vez nos han seguido”, afirmó Nadeem, en cuya familia está acogiendo a las jóvenes.

Tras la sentencia y siguiente liberación, el letrado explicó que “tan pronto como se exculpó a Asia, debimos huir», afirmó Nadeem. Tanto Asia Bibi como su esposo están en un sitio seguro, protegidos por el Gobierno, pero su familia no podía estar con ellos.

Ataques contra las hijas de Asis Bibi

Desde ese momento, las hijas de Asia Bibi de forma conjunta con la familia de Nadeem han debido cambiar de casa 4 veces. «Los islamistas nos buscan y encuentran y toda vez que nos percatamos de que estamos en riesgo, escapamos de manera inmediata. Ni tan siquiera podemos ir a adquirir comida. Solo salgo por la noche con la cara tapada», declaró Joseph.

Asis Bibi con dos de sus hijas, antes de ser encarcelada.

El letrado de esta humilde mujer cristiana asegura que habla con ella por teléfono todos los días y que está preocupadísima por sus hijas.»¡Es una mujer increíble! Ha mantenido una fe inalterable y una confianza infinita en el Señor”, añadió Nadeem.

Las hijas de Asia, Esha y Eisham, todavía no han abrazado a su madre, afirmó Nadeem, y recordó la primera llamada telefónica que las dos mantuvieron con su madre. “Las 2 hermanas lloraron de alegría durante horas. Asia espera reunirse con ellas y espera salir pronto del país con su familia”, afirmó.

«La atención y la solidaridad internacional nos reconforta. Eisham se conmovió cuando vio su videomensaje proyectado en Venecia alumbrada de rojo. Todos, Asia incluida, estamos agradecidos a cuantos elevan sus voces para denunciar nuestra situación”, expresó Nadeem.

Redacción

Digital de Información y Opinión de derecha

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Las siguientes reglas del RGPD deben leerse y aceptarse:
Este formulario recopila tu nombre, correo electrónico y el contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Para más información revisa nuestra política de privacidad, donde encontrarás más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos tus datos.

Botón volver arriba