¿Invernar o hibernar? He ahí mi único dilema. Por Luys Coleto

 La hibernación es el estado de aletargamiento en el que algunos animales se dejan macerar durante los meses de invierno. Podría realizarse una escisión entre la hibernación de animales de sangre fría, habitualmente animales pequeños como insectos, caracoles, orugas o incluso peces, y animales de sangre caliente, entre los que se encuentran preferentemente mamíferos, insectívoros y, también, algunas ardillas.

 Hibernar, invernar…

La variante ivernar ha caído en desuso y conviene evitarse. Antiguamente, hibernar era sinónimo de invernar, pero actualmente ambos términos se han diferenciado semánticamente y ya no son intercambiables. Aunque sí, en tantas ocasiones, tangentes. Cuando no secantes.

 …tan lejos, tan cerca

 Invernar, en cambio, significa pasar el invierno, no necesariamente en estado de adormecimiento o letargo o hibernación, sino en algún lugar propicio. Y ambas situaciones, hibernar e invernar, se pueden separar. E hibridar. En fin.

Luys Coleto

Luys Coleto, prófugo de la existencia, desidentificado y desubicado, batallando contra todo. Y contra todos. Y, por la libertad y el buen periodismo, felicísimo, en tales y belicosos trances. En fin.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

uno × dos =

Botón volver arriba
bitcoin blender, bitcoin mixer, cryptomixer