¿Es Feijóo sospechoso de socialdemócrata? Yo creo que no. Lo es.

Normalmente tenemos ideas preconcebidas de las personas, aun no conociéndolas bien. Eso no es motivo para escribir un artículo con algo de fundamento, sería demasiado subjetivo.

Pero vamos viendo y escuchando. Al Feijoo gallego que ha ganado cuatro elecciones gallegas, con 14 años de jefe del gobierno de Galicia y al Feijoo madrileño aspirante a la Moncloa. De lo visto y escuchado he de decir que, para un ciudadano de derechas o liberal, no es precisamente un buen augurio, vamos, que no.

Algunos datos del ínclito Feijóo

Alberto Núñez Feijóo nació en Orense, un 10 de septiembre de 1961. Licenciado en Derecho. Ha ganado cuatro veces consecutivas por mayoría absoluta. Único caso en España. Mérito de él, y demérito de sus oponentes seguramente, eso de las “mareas” … como que a los gallegos les marea. Aunque tontos, hay como botellines en todos lados.

Su pareja es Eva María Cárdenas Botas nació en 1965 en A Coruña. Es su segunda pareja. Ligaron en un viaje de avión. Mujer con estudios superiores, no como muchos rojos en nuestro parlamento y llegó a directiva en Inditex, quien sabe si por ser pareja de o por méritos propios. Tiene sólo un hijo con ella. Bueno, otros tienen menos. Además, la moza lo tuvo con 51 años… lo buscó y se ve que es arriesgada. Ella ya tenía otra hija de una anterior relación.

Algunos hechos del Feijóo

a) Respecto a la sentencia de los EREs de Andalucía, ha afirmado que «lo siente de verdad» por el expresidente José Antonio Griñán, a quien ha situado como «una víctima» del sistema de subvenciones andaluz. «Lo siento por Griñán, me parece que es una persona que no se caracteriza por ser corrupta». En cuanto al dinero defraudado, según la Justicia, 680 millones de euros no pasaron los controles oportunos.

Esto es gravísimo en un político que quisiera realmente cambiar España de la lacra roja que sufre desde que llegó Zapatero y siguió con Sánchez. En medio dicen que estuvo un tal Rajoy… Es tan grave esta declaración, que solo con ella podemos deducir que solo quiere sentarse en la Moncloa y no trabajar en absoluto por darle la vuelta a España, que es lo que necesita. Lo peor es que pareciera que en lugar de hundir al PSOE, le intentara echar un salvavidas. Creo que es globalista.

b) En economía, él no tiene ni idea, pero propone una especie de socialdemocracia de derechas. Socialdemocracia es socialismo sin decir la palabra, a la europea, un capitalismo de Estado. Con el impuesto a la banca y a las eléctricas: nos quedamos sin saber qué va a hacer el PP, si se va a oponer a esta demagogia barata del frente popular sanchista-podemita.

No hay que esperar ningún detalle, no se puede aceptar semejante barbaridad, que solo crea inseguridad jurídica y aleja a los inversores y a la creación de empleo. Otra propuesta del socialdemócrata Feijoo es un cheque de 200 o 300 eurillos anuales, si anuales, para las rentas más bajas…. Medida podemita bolivariana. Otra es deflactar el IRPF con la inflación, pero solo tramos bajos, vamos que a los más exitosos y productivos a seguir castigándolos para desincentivar el esfuerzo.

c) Su ideología: “Hay millones de votos sin cobertura: la socialdemocracia, el centroizquierda, los socialistas digamos templados… Ése es el espacio que tiene ocupar el Partido Popular. Ésa es mi tesis y es una tesis conocida porque es la que intento aplicar en Galicia”. Bueno pues más claro, el agua del canal de Isabel II. Quien vote PP vota por el continuismo del frente popular español, con leves, muy leves cambios, no se vayan a molestar los rojos.

Pero no esperemos que acometa cosas como las siguientes:
– implantar la real división de poderes dando independencia al poder judicial,
– trabajar por cambiar el sistema electoral para evitar la sobre representación de quien quiere romper España,
– cambiar la ley para inhabilitar por siempre a quien directa o indirectamente no condene a los terroristas o esté implicado en esos hechos,
– inhabilitar por siempre a sediciosos y golpistas,
– centralizar funciones de Estado para mejorar la eficiencia, como policía, sistema sanitario y educación,
– reducir el aparato del Estado, empezando por reunificar municipios minúsculos y comunidades autónomas sin sentido ni por población ni por nada (Asturias, Cantabria, La Rioja, Murcia)
– reformar el sistema educativo para volver a la esencia de los valores del esfuerzo y mérito, orgullo de ser español, centrado en los conocimientos y alejado de los dogmatismos y único para todo el Estado
– reducir el gasto público y el déficit, atendiendo lo esencial (pensiones, educación, sanidad, policía, ejército, infraestructuras) y obviando el resto solo para cuando las cuentas públicas estén equilibradas
– eliminar prebendas a los políticos y asimilarse a cualquier otro trabajador
– reformar el sistema autonómico dirigiendo el esfuerzo a la unidad de mercado dentro de España y no a un sistema que impide el desarrollo económico, con leyes distintas en cada Comunidad.
– eliminar las leyes ideológicas de los rojos como la de memoria histórica o la de violencia de género
– eliminar las ayudas a inmigrantes sin mérito o aporte ninguno en nuestro País
– ayudas y subvenciones solo a aquellos que hayan contribuido al sistema durante un tiempo mínimo de 5 años y cumpliendo el resto de los requisitos
– devolución de los inmigrantes ilegales y sin papeles
– bajar impuestos y apoyo a los empresarios que son los que crean riqueza
– reducir el sector público total ya sea ayuntamientos, comunidades autónomas, estado central, empresas y organismos públicos y potenciar el sector industrial como motor de la economía
– política energética que desarrolle los recursos existentes, buscando la autonomía energética (petróleo de Canarias, gas natural del norte, centrales nucleares, renovables…)
– reconocimiento a la autodeterminación del Sáhara y firmeza ante Marruecos implantando férreos controles en la frontera de Ceuta, Melilla y Canarias

¿Alguien ve al PP de Feijóo trabajando por esto? Yo desde luego, no. Ahora, que cada cual vote.

Jesus Ignacio de Lucas Gallego

Amplia experiencia profesional de 39 años en sector de energía y distribución en empresa de primer nivel internacional. Diversos ámbitos funcionales: planificación y control, económico financiero, desarrollo de negocios, estrategia, servicios globales y seguridad y medio ambiente, energy transition, electric car, mobility, energías renovables. Experiencia internacional por 8 años en tres países en Latinoamérica (Perú Argentina y Chile).

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

5 × dos =

Botón volver arriba