Carta abierta a Doña Irene Maria Montero Gil, ministra de Igualdad

Ayer mismo usted y su gabinete presentaron un informe para crear una nueva ley de protección a la mujer. Este informe aparte de estar lleno de faltas de ortografía y de palabras inventadas, detecta un total de 25 duplicidades.

El problema es que usted no quiere la igualdad en ningún momento, usted quiere que el hombre sea el culpable de todos los males acaecidos contra las mujeres, usted sólo quiere un feminismo de ventaja, y eso no es igualdad. 

Le explicaré una cosa señora Montero, si usted, toda una señora ministra, se permite la licencia de redactar un escrito lleno de faltas de ortografía, palabros inventados y una pésima presentación, que no había por donde entrarle, significa que su educación deja mucho que desear.

Aunque a usted y a su socia la señora Celaá, les importe muy poco que España sea un país a la cola en preparación académica, y esta otra ministra pretenda con su nueva ley retirar las subvenciones a las escuelas concertadas (recordemos que esta señora lleva a sus hijas a las Irlandesas y a Deusto), también propone que los alumnos pese a tener asignaturas suspendidas y faltas de ortografía, puedan pasar de curso e incluso acceder a la universidad, esto es un auténtico despropósito, si el nivel ya está por los suelos, ahora bajará al inframundo.

La educación tanto en hombres como en mujeres es la base principal para una buena conducta.

Si a ustedes lo único que les preocupa es que los niños aprendan educación sexual desde los cuatro años, estarán muy preparados sexualmente, pero no sabrán respetarse, ni a ellos mismos ni a nadie.

Desde los nueve años he ido al instituto en clase mixta, jamás un chico se ha sobrepasado conmigo en ningún aspecto, y si alguno lo hubiera hecho le hubiera cruzado la cara de un sopapo, no me habría hecho falta nada más que mi mano.

Usted solo quiere crear polémica, quiere subvencionar a las mujeres violadas como si de víctimas de terrorismo se tratara, cuando usted y su partido desprecian a las auténticas victimas del terrorismo, usted quiere nacionalizar a las mujeres extranjeras violadas. 

Usted sólo quiere ventajismo absurdo, nunca igualdad, usted quiere penar el piropo, usted no se da cuenta de que todas estas medidas que usted propone dejan en clara desventaja al hombre, solo por el mero hecho de serlo, y las desaprensivas aprovecharán el tirón para sacar tajada. 

Usted es un mal ejemplo para las mujeres, usted que no predica con el ejemplo, de sus convicciones comunistas, porque vive como una burguesa. 

Usted no me representa ni lo hará nunca, porque usted señora mía todo lo que usted es, se lo debe a un hombre, a uno de esos a los que usted ahora quiere demonizar. 

Déjese la una de tanto odio a los hombres, y la otra de tanta permisividad en los estudios, y preocúpense de que los jóvenes aprendan a respetar y las normas básicas de educación, con una buena formación se evitarían la mayor parte de atrocidades, que ocurren ahora.

Mª José Gómez Busó

Jubilada, apasionada del patchwork, lenguaraz y rematadamente sincera.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Las siguientes reglas del RGPD deben leerse y aceptarse:
Este formulario recopila tu nombre, correo electrónico y el contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Para más información revisa nuestra política de privacidad, donde encontrarás más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos tus datos.

Botón volver arriba