Campaña LGTB, de Celaá y Pedro Sánchez contra el derecho de las familias al pin parental

Las asociaciones LGTB, el presidente Pedro Sánchez, la ministra de Educación y otras figuras de la plana mayor socialista han arremetido en tromba contra la consolidación en Murcia del «pin parental», es decir, algo tan básico como es el derecho de los padres a saber quién va a dar charlas, y de qué, a sus hijos en el colegio.

Lo dice el artículo 27.3 de la Constitución Española: «Los poderes públicos garantizan el derecho que asiste a los padres para que sus hijos reciban la formación religiosa y moral que esté de acuerdo con sus propias convicciones».

En toda España diversas asociaciones familiares, y el partido VOX (52 diputados; 3,6 millones de votos en España, un 15% del total) promueven la normativa conocida como el «pin parental», que consiste, básicamente, en avisar a los padres con antelación de qué gente externa a los colegios acude a ellos a dar charlas o talleres, y en pedir la aprobación expresa de los padres.

Esa normativa ya se aplica en Murcia, donde los 4 diputados autonómicos de Vox eran imprescindibles al PP para lograr aprobar sus presupuestos. Se da además la circunstancia de que en Murcia (que es una de las regiones más religiosas de España) el partido Vox fue el más votado en las últimas elecciones generales, con 200.000 votos (el 28% de los emitidos), superando al PP (26%) y al PSOE (24%).

Vox puso ese derecho de los padres entre las condiciones para hacer presidente de la comunidad autónoma al popular Fernando López Miras el pasado mes de junio. En agosto, la Consejería murciana de Educación dictó una resolución con las instrucciones a los centros educativos de infantil, primaria, secundaria y bachillerato de cara al curso 2019-2020 que señala que “se dará conocimiento a las familias” de cualquier actividad complementaria “que vaya a ser impartida por personas ajenas al claustro del centro educativo”, de manera que los padres “puedan mostrar su conformidad o disconformidad con la participación de sus hijos menores en dichas actividades”.

Hay gente muy rara dando charlas muy raras en los colegios públicos, y los padres tienen derecho a saberlo; aquí exponemos un caso de Logroño… ¡con el apoyo del gobierno socialista regional!

pin_parental_charlas_menores

Sindicatos de izquierda y partidos de izquierda criticaron esa instrucción e incluso cuestionaron su legalidad, pero hoy por hoy en Murcia se está aplicando: se informa a los padres de quién viene a los colegios de sus hijos y de qué temas van a tratar. Los padres saben lo que hacen unos desconocidos con sus hijos en horario escolar.

Ahora, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha anunciado que el Ministerio de Educación recurrirá ante los tribunales contra este derecho de los padres murcianos. «El Ministerio de Educación recurrirá ante los tribunales la decisión del Gobierno de la Región de Murcia. Seremos firmes», ha escrito Sánchez en Twitter.

El pin parental no es más que el derecho de los padres a saber quién viene de fuera del colegio a hablar de cosas raras, y sin su aprobación, a sus hijos

pin_parental_psoe

pin_parental_sanchez_celaa

Pedro Sánchez  e Isabel Celaá, indignados de
que los padres sepan que viene gente externa
del colegio a enseñar cosas raras sin su permiso

La ministra de educación socialista, Isabel Celaá, ha escrito que este derecho de los padres «vulnera el derecho fundamental y constitucional a ser educado«. Advertía que recurrirá por la vía judicial cualquier iniciativa «dirigida a socavar el derecho a la educación y censurar la actuación de los centros docentes y su profesorado».

Para la ministra, ese derecho paterno a saber qué hacen con sus hijos en clase vulneraría «la Convención de los Derechos del Niño, la Declaración Universal de los Derechos Humanos o el Memorándum de la Comisión Europea contra el Racismo y la Intolerancia», enumera el Ministerio de Educación.

Por su parte, es sintomático un tuit del principal lobby de activismo de ideología LGTB en España, la Federación Estatal LGTB, que ha publicado: «Solicitar el consentimiento a las familias para que elijan la educación que reciben o no lxs menores contraviene el interés superior del menor».

pin_parental_tuit_felgtb

Es decir, habría que creer que un peculiar lobby externo a los niños conocería «el interés superior de los menores» más que las familias que los engendran, cuidan, aman, mantienen y tratan de educar.

La Constitución Española, en su artículo 27.3, dice que los padres tienen derecho a que sus hijos reciban la formación religiosa y moral según sus convicciones

constitucion_27_3_derechos_padres

Mientras tanto, en Murcia, la vicepresidenta del Gobierno regional y consejera de Mujer, Igualdad, LGTBI, Familias y Política Social, Isabel Franco (de Ciudadanos, que en las elecciones nacionales obtuvo un 7% de votos en la región, cuatro veces menos que VOX), ha defendido este miércoles «respetar la libertad de los padres para tomar decisiones» sobre los contenidos que reciben sus hijos, aunque eso, dijo, «no significa que haya una fórmula o un modelo concreto».

La líder de Vox en Madrid, Rocío Monasterio, ha defendido que ve «fundamental» la libertad de los padres para «elegir la educación de sus hijos» para poder apoyar los presupuestos regionales. Y ha añadido que no cree que PP y Ciudadanos, «que tanto hablan de libertad», tengan ningún problema para favorecer el ‘pin parental’ en Madrid, puesto que ‘ya lo aceptan’ en Murcia.

En 2016 dos periodistas de ReL y el sacerdote encargado de comunicación de la diócesis de Getafe acudieron a una charla de activistas transexuales en un colegio público de Ciempozuelos (región de Madrid); esto fue lo que vieron…  y las familias tienen derecho a conocer este adoctrinamiento de género… y evitárselo a sus hijos

En LaContraTV se publicó una selección de 6 minutos del audio en que los activistas transexuales explicaban la ideología que habían tratado de inculcar a los niños del colegio… ¡al menos en este caso a los padres se les avisó! (Crónica resumida aquí)

 

Este es el vídeo de una charla en Logroño de ideología de género dirigida a padres, negando el derecho de los padres a educar a los hijos en virtudes o dominio de sí, entre otras cosas… Si esto dicen a los padres, ¿qué les dirán directamente a los niños? ¿No tienen derecho las familias a elegir? Según el Gobierno socialista de La Rioja, no: «es obligatorio»

Fuente: ReligiónenLibertad

Etiquetas

Redacción

Digital de Información y Opinión de derecha

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Las siguientes reglas del RGPD deben leerse y aceptarse:
Este formulario recopila tu nombre, correo electrónico y el contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Para más información revisa nuestra política de privacidad, donde encontrarás más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos tus datos.

Botón volver arriba
Cerrar