Asesino confeso con denuncias de acoso se declara mujer y podría ir a una cárcel femenina

Cinco días después de que la Ley Trans se aprobó en las Islas Canarias, Jonathan Robayna, quien se declaró culpable de haber matado a su prima en 2018 y que tiene varias denuncias de acoso a mujeres, aseguró que se siente mujer y por lo tanto podría cumplir condena en una cárcel femenina.

Jonathan de Jesús Robayna Santana está siendo juzgado por el asesinato de su prima Vanessa Santana en 2018 en la isla canaria de Fuerteventura. En el primer día del juicio se declaró culpable de haberla matado con al menos 30 martillazos mientras ésta dormía, pero también pidió ser tratado como mujer y que se le llame Lorena.

Cambio de sexo

Robayna rechazó que una vez que mató a su prima haya sometido el cadáver a actos sexuales, aduciendo: «Yo soy una mujer, y no quiero estar con una chica, sino con un hombre», según recoge el Diario de Fuerteventura.

El planteamiento de Robayna sobre su cambio de género fue cuestionado tanto por la acusación popular, que ejerce el Instituto Canario de Igualdad, como por la acusación particular que ejerce la familia de la víctima.

El acusado esgrimió el argumento de que siente mujer estando ya dentro del centro penitenciario, donde está recluido por seguridad mientras se realiza el juicio. Este cambio de género ha sido reconocido por Instituciones Penitenciarias, ya que desde que se declaró mujer se le ha dado un trato diferente, permitiéndole usar ropas femeninas en privado y ducharse aparte de los demás reclusos.

Su declaración como mujer ocurrió pocos días después de que se aprobó en las Islas Canarias la Ley Trans, que que reconoce la autodeterminación del género sin necesidad de ningún informe externo.

La acusación pide para Robayna Santana 25 años de cárcel por el delito de asesinato agravado por alevosía y ensañamiento, y dos años más por allanamiento de morada. Además del pago de una indemnización de 280 mil euros a la familia de la víctima. La defensa asegura que se trató de un homicidio, un delito que tiene penas de cárcel sustancialmente menores.

De ser considerado como mujer, podría ser trasladado a una cárcel femenina, donde las condiciones son más suaves.

Denuncias de acoso a mujeres

Diversos medios locales informaron que en el ataque Jonathan Robayna utilizó guantes para no dejar huellas, una chaqueta de manga larga y capucha para dificultar su identificación, y llevó un martillo, dos navajas y una cuerda. Además usó una llave de la casa de la víctima que robó previamente y esperó a que su prima estuviera sola y dormida, con el fin de imposibilitar absolutamente su defensa.

Nayara Alberto, familiar de la fallecida Vanessa Santana, declaró al diario La Hora Digital que «él se llama Jonathan, no Lorena. Siempre ha sido un acosador de mujeres, con denuncias puestas por parte de chicas de la Península [España] que acosaba vía internet. De pequeño en la escuela también tuvo varios problemas con chicas. Incluso al mirar a las mujeres se le notaba. Quien lo conoce sabe que él de mujer tiene poco… y me da rabia que ahora quiera tirar de la Ley Trans para que venga un asesino a aprovecharse de ella».

Sobre su posible internamiento en una cárcel de mujeres, Nayara Alberto subrayó al mismo diario que “claro que va a ser peligroso para las presas. Ellas son presas pero siguen siendo mujeres y no se merecen pasar por nada de lo que pasó Vanessa. Ya hay casos en otros países donde estos hombres auto identificados mujeres han abusado de las presas, teniendo que volver a condenarlos. ¿Qué hace que este sea diferente? Nada, porque lo va hacer y advertido queda».

Ley Trans en Canarias

Aunque la aprobación de la Ley Trans a nivel nacional fue rechazada el 18 de mayo, las comunidades autónomas de España sí pueden legislar individualmente al respecto.

Este es el caso del Parlamento de Canarias, que el 26 de mayo aprobó la Ley Trans en esta comunidad autónoma, que es incluso más amplia que la ley propuesta a nivel estatal, ya que reconoce el género “no binario”.

Uno de sus principales puntos es la autodeterminación de género, es decir, que se pueda declarar el cambio de género sin necesidad de pruebas médicas y que sea registrado directamente en el Registro Civil; y que la disforia de género -que es la diferencia entre el sexo biológico y el que la persona percibe-, no sea considerada como una enfermedad.

Redes sociales

Esta situación se ha convertido en trending topic en Twitter bajo el hastag #EstoNoIbaAPasar, incluso se viralizó un mensaje de la escritora feminista Lucía Etxebarria, en el que calificó el hecho como “una aberración, una tomadura de pelo al sistema y un insulto a los familiares de Vanessa”.

“Si decide un cambio de sexo con operación se lo pagará el Estado. Nos llamaban tránsfobas porque decíamos que esto mismo iba a pasar”, “esto es el machismo más rancio brutal y desconcertante disfrazado de feminismo. Esto es un insulto a todas las mujeres asesinadas”, expresó Etxebarria.

Vía ACIPRENSA

Redacción

Digital de Información y Opinión de derecha

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Las siguientes reglas del RGPD deben leerse y aceptarse:
Este formulario recopila tu nombre, correo electrónico y el contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Para más información revisa nuestra política de privacidad, donde encontrarás más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos tus datos.

Botón volver arriba