Sobre discapacitados, gitanos o Franco. El inapropiado anuncio navideño de Campofrío

A escasos días de la Navidad, la empresa de embutidos Campofrío ha presentado su anuncio navideño. Bajo la idea de que «el humor no debería ser un lujo, sino más bien un bien de primera necesidad», la empresa hace hincapié en de qué manera «hoy por hoy hacer un chiste puede salirte costoso». Una mención velada a la gracieta de Dani Mateo, sonándose con la bandera de España.

Dirigido por el realizador y escritor Daniel Sánchez Arévalo (‘En tu cabeza’, ‘La gran familia española’) está protagonizado por Antonio de la Torre, Belén Cuesta y Silvia Abril y se desarrolla en ‘La Tienda LOL‘, donde se venden chistes como artículos de gran lujo que se pueden adquirir por un alto costo.

En el establecimiento, vemos chistes de distintos tipos, desde los lúgubres, los de bodas y cenas de empresa hasta los de la monarquía.

El spot arranca con la actriz Silvia Abril entrando en la tienda LOL para adquirir un chiste. Allá, va a ser guiada por los encargados del comercio: Antonio de la Torre y Belén Cuesta quienes van a mostrar a la pareja de Andreu Buenafuente todos y cada uno de los productos que hay en venta.

Bodas, cenas de empresas, entierros, monárquicos… las temáticas son infinitas y a lo largo del recorrido van surgiendo personajes del planeta del espectáculo. «¿Tienes rechistes de exhumaciones?«, pregunta David Broncano en una clara alusión a la polémica de desempolvar los restos de Franco del Valle de los Caídos.

Jaime Peñafiel se interesa por una caja que incluye una gracieta sobre casa real. «¿Un chiste sobre la monarquía y siendo cronista? Hombre, el uso lo pierde seguro», responde De la Torre.

«Nos queríamos llevar estos chiste de payos«, afirman las Azúcar Moreno que tienen pretensión de abonar en oro. Al salir un usuario de la tienda se halla con un conjunto de participantes de la manifestación que lanza un huevo contra el escaparate. «Son los ofendiditos» que portan pancartas contra el humor negro. Los discapacitados tienen su cuota y el Langui solicita uno, mas por ser quién es «le sale sin coste».

En fin, Campofrío ha perdido una excelente oportunidad para hacer un buen anuncio navideño, sin ofender a nadie. Justamente han conseguido lo que critican y yo, de momento, me reservo el derecho a ofenderme si humillan mi bandera, si se burlan de discapacitados o si ofenden las ideas y sentimientos ajenos. Aquí, una «ofendidita».

 

Pilar Salsamendi

Directora de Redacción de InfoHispania. Políticamente incorrecta. Licenciada en Filosofía y CC. de la Educación. Psicóloga.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Las siguientes reglas del RGPD deben leerse y aceptarse:
Este formulario recopila tu nombre, correo electrónico y el contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Para más información revisa nuestra política de privacidad, donde encontrarás más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos tus datos.

Botón volver arriba